EL HORIZONTE TEMPRANO
 

 
EL HORIZONTE TEMPRANO
Álbum Personal
imagen
imagen
EL FORMATIVO MEDIO O SÍNTESIS

Hacia el año 1500 a.n.e. gran parte del área co-tradicional andina se vio afectada por la aparición de una serie de rasgos comunes como las edificaciones monumentales de carácter religioso, cultos sofisticados caracterizados por la manipulación psicológica, la presencia de un estilo artístico con ornamentas muy recargadas plasmados en la cerámica, esculturas, huesos, objetos laminados con un estrecho vínculo al culto ofídico, ornitomorfo y felínico. Las imágenes impactantes que aparecen con mucha frecuencia testimonian que los conceptos ideológicos han superpuesto el poder en beneficio de la casta sacerdotal: se ha consolidado el estado teocrático en el área andina. En buena cuenta, estas características parten de un área común llamada Chavín de Huántar, el nuevo prototipo y gran centro de difusión cultural de ésta época.
Los estudios arqueológicos demuestran que la configuración territorial era distinta al Perú actual. La existencia de bosques en la costa y la sierra habría reducido considerablemente las áreas ocupadas por las comunidades pero también habría hecho casi obligatorias las relaciones socio económicas para los intercambios de recursos. Es de suponer que habrían creado espacios determinados para realizar estos intercambios ( tal y como se perciben desde el Arcaico Superior en zonas como Caral ). Ello, sin lugar a dudas, propició la irradiación de patrones culturales y artísticos más o menos homogéneos que predominaron hasta el año 200 a.n.e. aproximadamente. Estas evidencias se suman a las que nos presenta al sacerdote como grupo social predominante y en cuyo prestigio recae la posesión de ciertos conocimientos que le permiten un mejor aprovechamiento de las fuerzas naturales (lluvias, el conocimiento de los cambios atmosféricos, etc) teniendo además, al centro ceremonial como el núcleo que concentra a las aldeas y se torna en el eje de las relaciones a nivel regional e interregional.
El área de influencia inmediata se habría presentado desde Lambayeque e Ica por la costa hasta Cajamarca y Ayacucho por la sierra; pero se han encontrado evidencias artísticas similares de este período en regiones de Ecuador y Bolivia probablemente por la existencia de grupos de peregrinación que cíclicamente acudían a los oráculos andinos más conocidos de entonces. Muchas regiones de los Andes, sin embargo no presentan estas características, otras como la selva aun no se conocen por falta de estudios.
imagen
EL HORIZONTE TEMPRANO: CHAVÍN.
Respecto a la denominación, esta varía dependiendo del autor consultado, siendo los términos más frecuentes “el Primer Horizonte Cultural Andino”, “el Formativo Síntesis”. Sobre la categoría de horizonte, esta se ha tomado de la clasificación que hiciera el investigador norteamericano John Rowe en 1962. Entiéndase por HORIZONTE a un largo periodo y de amplia expansión cultural en los Andes Centrales, en esta época el estilo alfarero de una sociedad se irradian junto a los patrones estilísticos del grupo dominante.
La mayoría coincide en señalar el desarrollo histórico de Chavín entre los 1200 a.n.e. y los 200 a.n.e. , las investigaciones más recientes consolidan la versión de un estado teocrático con predominio de una casta sacerdotal bajo un modelo de gobierno teocrático. Este fenómeno religioso habría convertido su centro de control poblacional en el río Mosna en todo un centro de peregrinación e irradiación de cultos muy complejos que terminaron por absorber a la población en los Andes (la estética alfarera y escultórica nos muestra un afán especial por el terror probablemente para dominar a la población sicológicamente).

LA ECONOMÍA CHAVÍN se caracterizó por el trabajo comunal, colectivo ayllal primando sobre todo la actividad agrícola rotativa y empleando técnicas hidráulicas y de fertilización artificial. La ganadería de este pueblo se limitó a la crianza de camélidos y a la caza de cérvidos, roedores y guanacos. Estas actividades las complementaban con la recolección de mariscos y productos marinos de playa.

LA ORGANIZACIÓN SOCIAL presenta un patrón discutible por ser el primer estado pan andino en gestarse sin influencias externas. La sociedad se vinculaba por lazos de parentesco, formando clanes y ayllus, cuyo prestigio estaba en relación a la cercanía con el ancestro común, posiblemente de origen mítico. Existían especialistas dedicados a las labores productivas, pero la organización de las actividades estaba a cargo de sacerdotes, como parte de un gobierno teocrático en el cual los servicios religiosos aseguraban a los gobernantes los privilegios y el prestigio necesarios para ejercer el control político.
LA ARQUITECTURA MONUMENTAL. Chavín desarrolló un sistema arquitectónico muy avanzado para la construcción de templos y adoratorios entre los que destaca El Templo de Chavín de Huántar. Debe recordarse sin embargo que la hoy denominada tradición Chavín se conocía en el mundo andino desde el periodo arcaico superior.
El complejo arqueológico de Chavín de Huántar en el valle del río Mosna, provincia de Wari en Ancash ya era conocido desde el siglo XVI cuando el cronista Cieza de León da las primeras referencias, en el siglo XIX quedó registrado en la pluma de Raimondi pero fue a partir de 1919 con Julio C. Tello con quien Chavín alcanzó nuevas dimensiones. El sabio peruano la catalogó como la “Cultura Matriz” del Perú (consolidando su teoría del autoctonismo cultural peruano).
El lugar de mayor influencia fue sin lugar a dudas el Templo de Chavín de Huántar ubicado en el estrecho valle del distrito del mismo nombre, en la provincia de Wari, región Ancash. Se sabe que fue modificado constantemente y dentro del conjunto se distinguen por lo menos dos momentos: el Templo Viejo que contiene en su interior al famoso Lanzón Monolítico y el Templo Nuevo correspondiente a la fase tardía de Chavín con una ampliación de las plazas rectangulares hundidas y presencia de litoesculturas antropomorfas como la estela de Raimondi y el Obelisco Tello. El conjunto en general, presenta plataformas piramidales truncas, plazas hundidas y rectangulares o circulares; las galerías interiores son laberínticas y subterráneas, dándole un espectro terrorífico al recinto ceremonial.
Otros sitios de ocupación Chavín fueron Sechín, Pallca y Moxeque en Casma, Cerro Blanco y Punkuri en Nepeña - Ancash, Kunturhuasi en Cajamarca, Gargay en Lima, Caballo Muerto en La Libertad, Chongoyape en Lambayeque, entre otros.
imagen
LA RELIGIÓN E INFLUENCIA CHAVÍN.
El estado teocrático – religiosos Chavín marcó el predominio de la casta sacerdotal sobre la población campesina. Desde Tumbes y Cajamarca por el norte hasta Ica y Ayacucho por el sur se distinguen elementos típicos de este fenómeno religiosos: seres míticos con atribuciones ofídicas, ornitomorfas y felínicas que se representan en el arte Chavín, pero el ser que más llama la atención es la “Deidad de los Báculos” (acaso el dios Wiracocha que se repite en los Andes Centrales en los próximos milenios) ligado directamente al culto al agua y las lluvias . No se descarta la posibilidad que el área de influencia chavinoide haya llegado hasta las regiones ecuatorianas, por el norte y altiplánicas por el sur.
imagen
EL ARTE LÍTICO. Resulta especial apreciar el arte lítico Chavín caracterizado por presentar motivos muy recargados y con un marcado misticismo, así se pueden apreciar:
ESTELAS es decir piedras de superficie plana en donde han realizado representaciones en alto y bajop relieve, siendo la figura más representativa la estela de raymondi.
La Estela de Raimondi fue descubierta por Timoteo Espinoza y traída a fines del siglo XIX por el sabio italiano a Lima. Esta litoescultura mide 1.92 metros de alto, 73 centímetros de ancho y 17 centímetros de espesor, presenta en la parte central inferior a iun personaje antropomorfo llevando dos báculos o varas sagradas – acaso el simbolismo del trueno y símil a la deidad Wiracocha – además, de su cabeza salen una serie de cabezas estilizadas en forma de felinos de las que brotan una hilera de serpientes intercaladas con rayos. Respecto a su interpretación se ha dicho que se trataría del culto al agua.


OBELISCOS o representaciones hechas en piedras largas a manera de postes en los que se encuentran figuras en relieve como el Obelisco Tello.
El Obelisco Tello es una pieza monolítica que mide 2.52 metros de alto y fue descubierta por Trinidad Alfaro. La imagen central muestra un coito entre reptiles rodeados por plantas dentro de un concepto dual, seguramente vinculados al ritual de fecundidad y reproducción andina.
imagen
LOS MONOLITOS o representaciones hechas en un solo bloque de piedra y presenta sus caras talladas.
El Lanzón Monolítico. Se encuentra en la galería más profunda de las 14 que existen en el templo antiguo. Este monolito prismático mide 4.54 metros de alto y la imagen central presenta a la divinidad principal de los Chavín: el dios Jaguar. La imagen es de un ser antropomorfo de rostro fiero y agresivo, adornado con orejeras a cada lado, brazaletes en las muñecas, cabello aserpentado, colmillos muy crecidos y con las manos y pies rematados en filosas garras. Los arqueólogos coinciden en señalar que fue la Huanca o piedra sagrada más venerada de Chavín y el motivo de las peregrinaciones en la primera fase de esta sociedad, aunque se duda que la población haya tenido acceso a percibir la imagen por su carácter sacro.

Las Cabezas Clavas. Se sabe que eran 56 las cabezas clavas que decoraban el templo de Chavín de Huántar, lamentablemente el paso del tiempo y los desastres naturales típicos de la zona fueron destruyendo el conjunto y a la fecha solo existe una cabeza clava en el sitio original. Sus formas son muy particulares pues presentan figuras de serpientes, colmillos, ojos desorbitados, rostros desencajados. Entre las interpretaciones que se asocian a estas piedras destaca la posibilidad de la representación de guardianes del templo o la representación de sus sacerdotes o chamanes. En ellas se observa sin embargo, una constante transformación de seres humanizados a mitológicos y casi irreconocibles. Hoy, estas cabezas clavas puedan observarse en los museos gracias a que Tello ordenó se dibujaran cada una de ellas, los planos fueron guardados y aunque el aluvión de 1945 destruyó la zona, las formas y detalles particulares se salvaron.

imagen
LA CERÁMICA. Se caracteriza por su estética y originalidad. Presenta una forma globular con un solo pico y asa gollete estribo. Es monócroma – preferentemente negro verdoso – con decoración incisa realizada en alto relieve con punzones o a mano. Entre las figuras más representativas se encuentran las figuras del jaguar, el cóndor y la serpiente estilizados. Esyte tipo de cerámica se ha encontrado no solo en las zona del Marañón, sino también en sitios como Cupisnique, salinar, Chongoyape y Vicus.
Inclusive la cerámica que representa Chavín imita a la piedra (por la coloración y el acabado inciso) sobre todo aquella que tiene un fin puramente ceremonial.

LA ORFEBRERÍA. Aunque limitadas a los lavaderos de oro de los ríos tributarios del Marañón, Chavín también desarrollo una importante gama de trabajos en oro mezclados con plata y cobre. Practicaron el martillado, el repujado y recortado para confeccionar brazaletes, pectorales, coronas y anillos como los encontrados en Chongoyape y Kunturhuasi.
imagen
EL OCASO. Según el Dr Krzysztof Makowsky Hanula, la crisis de Chavín fue originada fundamentalmente por causas políticas que tuvieron como pretexto los contactos que entre el templo (Chavín de Huántar) la sierra y la costa sur de Lima (siglo V al III a.C.) ocasionaron la difusión de ganadería de camélidos. Lo que ideológicamente originó una crisis en la doctrina religiosa por tal razón los santuarios del Callejón de Huaylas y de Cajamarca quedaron abandonados, encima de algunos se construyen aldeas y otros cambiaron de aspecto. El ocaso de Chavín trajo consigo grandes rupturas en la continuidad cultural. Los usuarios de la cerámica con los estilos Salinar, Gallinago, tradiciones Blanco sobre Rojo, Cajamarca y Recuay no conservaron ni las técnicas constructivas ni los diseños arquitectónicos, ni la iconografía salvo escasos motivos sobrevivientes y arcaísmos, ni las técnicas y decoraciones en la cerámica o la metalurgia. Tampoco se mantuvieron costumbres funerarias. Los nuevos habitantes no construyeron grandes centros ceremoniales y sus eventuales capitales (cerro arena en Moche) tuvieron carácter de aglomeración doméstica.
Para el arqueólogo peruano Federico Kauffmann Doig el ocaso de la sociedad Chavín se produjo como consecuencia de un desastre natural desatado por el fenómeno del Niño.
imagen
HISTORIA DEL PERÚ
Página credada por docentes pre universitarios. Contiene todo sobre la historia del Perú.
imagen